fbpx

Atapuma: «En un pelotón del Tour llegas a pasar miedo»

atapuma_1Darwin Atapuma representa a la nueva generación del ciclismo colombiano. Esencia genética escaladora y dosis de calidad para rodar y defenderse en la contrarreloj. En la última Volta aguanta en la montaña entre los Contador, Aru, Porte y compañía. Los mismos con los que se verá las caras en el próximo Giro. Por fin una alegría para un ciclista que desde que fichó en 2014 por el BMC se ha fracturado el fémur en el Tour y saltó a las portadas de los diarios después de que le robaran la bici y le dejaran herido durante un entrenamiento en Colombia

TOUR FRANCIA 2015 EN ALPE D’ HUEZ >

– El 2015 no empezó de la mejor manera. Un buen día entrenando un par de atracadores le dejó sin bicicleta y con una herida en el brazo en mitad de una carretera de Colombia.
– Venía de una caída del Tour de Francia, que me dejó fuera de toda competición durante la temporada. Empecé a entrenar para hacer la preparación a 2015. Tuve el incidente de Colombia que no esperaba pero afortunadamente ya ha pasado y lo he olvidado. Ya voy con pie derecho. Creo que fue la última desgracia.

– El buen susto no se lo quita nadie.
– Claro. No fue un momento agradable que me robaran la bicicleta. Como tampoco que me lesionarán y me dejaran ahí tirado. Al principio la herida de la mano me impedía entrenar, pero ya pasó.

– Quizás falta seguridad en Colombia. ¿Un ciclista sólo en carretera está indefenso?
– Creo que no. No es algo común que le suceda a un ciclista. En Nariño, mi región, hay seguridad. Desafortunadamente me tocó a mí. Creo que fue un mal día. Sólo mala suerte.

EL SECRETO DEL CICLISMO COLOMBIANO

 

– Lo que nadie quita al ciclismo colombiano es que está viviendo su momento dulce.
– Se están reviviendo los tiempos de Lucho Herrera y Fabio Parra. Cuando eramos una potencia mundial.

– Ya, pero en los ochenta era Herrera, Parra y alguno más. Pero ahora es que son una legión de ciclistas colombianos de calidad en Europa.
– Herrera y Parra fueron la referencia. La imagen a la que todos los ciclistas colombianos nos queríamos parecer cuando éramos niños. Era mi sueño. Quería ser como ellos. Dar el salto a Europa. Y como yo toda una generación en la que están Nairo, Urán, Betancur. Y ojalá sigan saliendo muchos más.

Si no hay duda. Los últimos ganadores del Tour del Porvenir también son colombianos. De todas formas, antes de ustedes hubo un gran vacío de ciclistas colombianos en Europa. ¿Por qué?
– No se nos daba la oportunidad. En Europa creían que sólo éramos escaladores y no ciclistas completos. Ahora la mentalidad en Colombia ha cambiado. Nos defendemos mejor en la crono, en la bajada y en el llano. Se ha entrenado bien.

– ¿Quién ha hecho ese trabajo de base en Colombia para cambiar la mentalidad?
– Sobre todo en las escuelas. Algunos clubes trabajan bien con los chavales. Llega más información que antes a través de internet y las redes sociales y se mejoran los entrenamientos y las técnicas.

EL BMC Y EL TOUR

– Usted corrió hasta 2013 en equipos colombianos que venían a Europa y de repente, el gran cambio, una superpotencia multinacional como el BMC.
– Pues fue mi sueño hecho realidad. Casi no me lo creía cuando firmé. Aquí lo tengo todo para ser ciclista. Hay un equipo completo de entrenadores, directivos, fisios… trabajando para nosotros. Y eso el corredor lo agradece.

– Imagino que las diferencias entre BMC y Colombia es Pasión serán infinitas.
– Si claro. Empezando por el presupuesto. También la organización. Aquí todo está mucho más controlado.

– Eso como lo nota el ciclista.
– En primer lugar te exige una responsabilidad extra. No puedes fallar a tanta gente que trabaja para ti. Después debes entenderlo como el resultado a los esfuerzos que has hecho para llegar hasta ahí. Sirve como incentivo para seguir trabajando y soñando.

– Hablando de sueños. Debuta en el Tour de Francia  y se tiene que ir a casa por una caída.
– Llevaba toda la primera semana sufriendo en el terreno llano. Llegaba mi momento y en la séptima etapa me caigo y me fracturo el fémur. Había muchas ilusiones y mucho trabajo en el camino. Ojalá que en el futuro pueda repetir en el Tour y quitarme esa espina.

– ¿Cuanto hubiese pagado por llegar a la primera etapa de alta montaña del pasado Tour?
– Muchísimo. Me quedé con las ganas. Tengo la duda de si lo podía hacer bien o mal en la alta montaña. Era un reto para mí. Me conocía en el Giro, pero quería experimentar el Tour.

TOUR DE FRANCIA 2015 EN ALPE D´HUEZ >

– Entonces es cierto que el Tour es distinto a todo.
– Sí. No he tenido la oportunidad de correr la Vuelta, pero comparado con el Giro hay diferencias. En el Tour hay mucho más nivel. En esa primera semana llana, la única que pude experimentar, vi que todos querían ir adelante. Había miedo para los cortes, las caídas… Es una semana loca. En el Giro hay una subida al principio y se selecciona. En el Tour no. Es velocidad pura.

– ¿Se llega a pasar miedo en un pelotón del Tour de Francia?
– Mucho. Hay tensión, presión y nadie cede un centímetro. Además genera stress y cansancio. Acabas una etapa de la primera semana y no te duelen las piernas, sino que llegas cansado por todo lo que sucede alrededor.

– Y encima le tocó experimentar el pavé en la zona de Roubaix.
– Había muchísima gente. Todos animando y gritando. Creía que se me iba a dar peor porque peso muy poco y pegaba unos botes tremendos. Al final conseguí entrar en el grupo de Purito. Terminé y pensaba que había acabado lo peor y al día siguiente, al suelo.

EL GIRO 2015

– Ha ganado etapa en Trentino y Polonia ¿Ha marcado ya alguna etapa de montaña del próximo Giro?
– Hasta el momento pienso primero en la general. Falta tiempo, quiero ir poco a poco y según como vayan sucediendo las cosas decidiré. Si cae una victoria de etapa, mejor, pero me quiero encaminar más a la general.

– Si quiere hacer una buena general… toca mejorar en contrarreloj.
– Lo sé claro. Tengo bicicleta de contrarreloj en Colombia y en Europa. Además tengo un maestro como Marco Pinotti, que fue un auténtico especialista.

– ¿Le cambiaron la forma de entrenar cuando llegó a BMC?
– Pues sí. Los entrenadores están muy pendientes de los ciclistas. Pinotti está encima de mí y me ha ayudado a mejorar en varios aspectos, no solo en la contrarreloj.

UNA AUTÉNTICA ETAPA DEL GIRO. MARATONA DOLOMITAS 2015 >

– Algunos colombianos tienen ‘morriña’ de su tierra. ¿Cuantos meses vive en Europa?
– Pues depende del visado. No puedo estar más de tres meses aquí, así que lo voy compensando. Para entrenar utilizo Italia, pero casi siempre toca estar de competición. Durante la temporada suelo estar tres meses en Europa y unos 15 o 20 días en Colombia. En cuanto resuelva unos problemas administrativos podré conseguir un permiso para residir en Suiza y no tener que depende de aviones.

CONTACTA CON NOSOTROS

Hola! Ahora mismo no podemos atenderte, pero escríbenos un email y te responderemos lo antes posible. Muchas gracias!

Enviando

©2020 CICLORED | Hecho a mano y con mucho ❤ por UNBUENPLAN GROUP

Abrir chat

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account